Helecho macho
 / Jose F Sánchez Díaz

Monumento Natural Charca de Zeluán y Ensenada de Llodero

Uno de las mejores zonas de Asturias para disfrutar del paso migratorio de las aves.

Municipios

Avilés

Este espacio protegido incluye una pequeña charca y una ensenada situada en la margen derecha de la Ría de Avilés, próximas a su desembocadura.

Pese a estar incluida en un estuario muy degradado ocupado por grandes industrias y junto a uno de los puertos de mayor importancia en el norte de España, tiene una vital importancia como punto de parada en el paso migratorio de miles de aves.

La ría de Avilés destaca, junto con las de Villaviciosa y del Eo, por ser uno de los tres enclaves de la costa asturiana de mayor interés como refugio de aves limícolas en sus rutas migratorias. Basta señalar que se estima el paso anual de entre veinte mil y treinta mil aves, habiéndose llegado a censar en los años más favorables del orden de cuarenta mil.

Durante el verano y el invierno la presencia se limita a menos de cien aves diarias, que se elevan hasta cuatrocientas en el paso postnupcial y hasta más de un millar en el paso de primavera. Durante la bajamar las aves se encuentran repartidas por toda la ensenada, pero a medida que sube la marea se concentran en la playa y en el Islote de la Llera, para finalmente ocupar en exclusiva este último lugar.


Los limícolas son el grupo más abundante en el paso: correlimos comunes, zarapitos reales, archibebes comunes o agujas colipintas pueden observarse junto a ocasionales rarezas desviadas de sus rutas migratorias habituales. También son frecuentes otras aves acuáticas como patos, garzas, cormoranes o somormujos.

Durante los pasos migratorios de primavera y otoño pudes disfrutar de las aves de Zeluán desde el observatorio que hay al final de la ensenada. Eso sí, ¡no olvides llevar prismáticos!

Desde el punto de vista botánico, este momento tiene una importancia menor, aunque en él resisten los últimos retazos de lo que en un tiempo fue un impresionante estuario. Hoy en día tan solo quedan algunas matas de especies protegidas como la sosa de las salinas, la salobreña o la lechuguilla dulce.

No olvides que te encuentras en un espacio natural protegido y que tu comportamiento puede afectar a su conservación, ten especial cuidado en no alterar el entorno ni molestar a la fauna.

Espantar o molestar a las aves durante la migración puede tener nefastas consecuencias para estos animales. Actividades como pasear por el monumento con un perro suelto pueden ser muy nocivas para las aves y están prohibidas por la normativa de este espacio.

Puedes consultar la normativa de gestión de este espacio en el siguiente enlace.

Para hacer tu visita más sostenible sigue nuestro código de buenas prácticas.

Materiales
  • Aún no disponemos de documentación relacionada con Charca de Zeluán y Ensenada de Llodero.
Noticias
Ver +
Subir

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información Cerrar